FANDOM


Spoilers UCAR


Segunda Guerra es el nombre conjetural con el que se conoce a la guerra que se desató entre las fuerzas de Prythian y sus defensores contra Hybern.

Historia

Antecedentes

Desde el desenlace de la primera guerra el rey de Hybern quería recuperar su control sobre los mortales, quienes eran esclavos en sus dominios, y desde entonces planeaba restaurar el poder del Caldero, un objeto mágico que tenía la capacidad de derriba el muro que se erigió para separar los reinos inmortales de los reinos mortales luego de la contienda.

Una Corte de Niebla y Furia

Para poder devolver al Caldero a su antigua gloria debía encontrar sus tres patas, las cuales estaban escondidas en tres diferentes templos custodiadas por sacerdotisas, uno de esos templos estaba ubicado en Cesere. Luego de que pudiese encontrarlas necesitaba ambas partes del Libro de los Alientos para poder ensamblarlo nuevamente, pero cuando se firmó el tratado, el libro, que contenía el hechizo para volver a unir las partes del Caldero, fue dividido en dos partes: una de ella quedó bajo el cuidado del alto lord de la Corte Verano, y la otra mitad bajo el cuidado de las reinas mortales.

Rhysand, el alto lord de la Corte Noche, al descubrir los planes del rey viajó con Feyre y su segunda al mando, Amren, a la Corte Verano y robó la mitad del libro que se encontraba en Prythian, y luego tuvo una serie de reuniones con las reinas mortales, quienes se negaron a darle su parte del libro, pero luego una de ellas se la dio de forma clandestina ya que sabía que las otras reinas querían ser inmortales y pensaban hacer lo que fuese necesario para lograrlo.

Una de las tácticas que Rhysand usó para convencer a las reinas fue mostrarle, a través del globo Veritas, la ciudad de Velaris, la cual mostraba la majestuosidad de la que los inmortales eran capaces y contrarrestaba la reputación despiadada de Rhysand a ojos de las reinas, pero esto solo sirvió para que las reinas le vendiesen la información al rey de Hybern, quien envió un ejército liderado por el Attor para atacar la ciudad. Las reinas pidieron a cambio ser convertidas en altas faes con el poder del Caldero y Jurian, a quien el rey le había devuelto su cuerpo, las llevó a Hybern.

Como Feyre se había marchado a la Corte Noche con Rhys y había abandonado a Tamlin, este buscaba venganza y por lo tanto se alió con el rey de Hybern, y su Suma Sacerdotisa secuestró a las hermanas de Feyre, Nesta y Elain y las llevó a Hybern.

Cuando Rhysand y su Círculo Íntimo llegaron a Hybern para destruir el Caldero, fueron atrapados por Jurian, quien los llevó ante el rey y con el Libro de los Alientos le dio al Caldero el poder que necesitaba y luego convirtió a las hermanas de Feyre en altas faes, para mostrarle a las reinas mortales que cualquier mortal con la voluntad suficiente podía volverse inmortal. Luego el rey reveló su alianza con Tamlin y sus futuros planes de derribar el muro e invadir los reinos mortales desde la Corte Primavera.

Una Corte de Alas y Ruina

Una vez más en la Corte Primavera en calidad de espía Feyre formó parte de la bienvenida a la delegación de Hybern conformada por Jurian y los sobrinos gemelos del rey: los príncipes Dagdan y Brannagh.

Ellos habían ido con la supuesta misión de inspeccionar las fisuras del muro, pero más adelante se revela que en realidad desde que llegaron estaban envenenando a los residentes de la mansión de Tamlin con el destructor de la sangre, en pequeñas dosis para que no se notara pero el efecto era acumulativo.

Feyre comenzó a recabar toda la información que le pudiera ser útil, desde planes hasta número de tropas y localizaciones de ataques. Durante su estancia trató de darle celos a Tamlin y a Ianthe al mostrarse cercana a Lucien y hacer que este perdiera su fe en Tamlin al permitir que éste último la hiriera durante uno de sus ataques de ira. También sembró la discordia en los residentes de la mansión, sobre todo los centinelas, al mostrarles que Tamlin siempre se pondría de lado de Ianthe, y mediante sus poderes de daemati les implantó la idea de que, luego de matar a Dagdan y Brannagh tuvo que huir porque Tamlin no hizo nada para impedir que ellos intentaran matarla. La noticia se expandió por la corte y se produjo una rebelión interna que dio paso a que las fuerzas de Hybern no tuviesen resistencia a la hora de invadirlos.

Luego Feyre, en compañía de Lucien hizo su viaje de regreso a la Corte Noche pero debió cruzar la Corte Otoño, en donde fueron atacados por los hermanos de Lucien: Eris y otros dos hermanos no identificado, por petición del padre de estos, Beron, el alto lord de la corte. Lograron huir de los hermanos y cruzar la frontera hacia la Corte Invierno pero una vez más fueron atacados por los hermanos de Lucien y solo se salvaron cuando Cassian y Azriel llegaron en su rescate y los llevaron a Velaris junto con Morrigan.

Una vez en Velaris comenzaron a sopesar sus distintos posibles aliados y Rhysand envió cartas a todos los altos lores para programar una reunión.

En Velaris estaban las hermanas de Feyre, Nesta y Elain, recientemente convertidas en altas faes pero con poderes peculiares, sobre todo Nesta, y como el rey de Hybern quería de regreso el poder que Nesta tomó del Caldero envió a dos de sus cuervos a secuestrarla, lo cual no pudieron hacer y murieron en el intento.

Luego de ataque Varian, el príncipe de Adriata le envió un mensaje a Amren avisándole que la ciudad estaba siendo atacada por Hybern. Rápidamente Rhysand reunió sus tropas y junto a su Círculo Íntimo, con excepción de Amren, marcharon a la Corte Verano. Durante la batalla Feyre y Mor lucharon juntas para matar a los soldados de Hybern que había invadido el palacio y las calles cercanas y Rhysand se enfrentó al mismísimo rey, quien al final resultó ser una aparición ya que en verdad no estaba allí. Hybern fue derrotado y cuando fueron a hablar con Tarquin, el alto lord, éste les mostró el rencor que les guardaba de su última visita y les pidió que se marcharan de su territorio.

Cuando los altos lores estuvieron de acuerdo en llevar a cabo la reunión el acontecimiento fue en el castillo de Thesan, el alto lord de la Corte Amanecer, ya que era el lugar más cercano al Medio. A la reunión asistieron los siete altos lores con sus delegaciones y luego de varias discusiones y altercados estuvieron de acuerdo en unir fuerzas contra Hybern, con excepción de la Corte Otoño que se marchó luego de que Feyre mostrara que cuando la revivieron cada uno de los altos lores le dio un poco de su poder.

Durante el segundo día de la reunión sintieron un gran estruendo y Nesta, quien tenía una conexión con el Caldero, les dijo que el rey lo había utilizado para destruir el muro.

Tarquin le ofreció a Tamlin refugio para los ciudadanos de su corte en sus territorios y como éste trabajaba con Hybern, el ejército enemigo invadió la Corte Verano a través de la frontera con la Corte Primavera.

Se produjo una batalla entre Hybern y los ejércitos conjuntos de la Corte Verano y la Corte Noche (este último compuesto por ilyrios y la legión de darkbringers de la Ciudad Tallada) en donde los defensores de Prythian salieron vencedores y al final de la batalla Tarquin ahogó a todos los soldados de Hybern que seguían con vida. Luego de terminado el conflicto se les informó que el próximo ataque de Hybern sería en la Corte Invierno por lo que aplicaron un glamour a los ejércitos para que parecieron que seguían allí y se trasladaron a la Corte Invierno para la nueva batalla.

Esta nueva contienda fue más sangrienta y fue ganada por muy poca diferencia por las fuerzas de Prythian. En esta lucha Cassian resultó gravemente herido.

Luego de la batalla, estando en el campamento de guerra el Caldero engañó a Elain, haciéndose pasar por su ex prometido Graysen, y la llevó al campamento de Hybern, de donde fue rescatada, junto con Briar, por Feyre y Azriel con la ayuda de Jurian (quien demostró que en realidad nunca había estado de parte de Hybern sino que era un espía) y Tamlin, quien también resultó ser un espía.

Cuando se enteraron que la contienda final tendría lugar en las tierras mortales del sur de la isla, los altos lores estuvieron de acuerdo en trasladar a Adriata a todos los mortales posible para salvar sus vidas. Luego de eso los ejércitos marcharon al campo de batalla, al cual también llegaron el Tallador de Huesos y Bryaxis (reclutados por Feyre) y Stryga, la Tejedora, (reclutada por Rhys) para apoyarlos en la batalla. Poco tiempo después se les unen las fuerzas de la Corte Primavera y la Corte Otoño además de un ejército de mortales liderado por Jurian y Graysen. Durante el transcurso de la batalla el rey utilizó la fuerza del Caldero asesinando así a muchos defensores de Prythian (entre ellos el Tallador de Huesos) y soldados de su propio ejército. Cuando parecía que sus fuerzas sería superadas, llegaron los refuerzos provenientes de Cretea, la isla de Drakon y Miryam y también mortales del continente liderados por el Señor Archeron, el padre de Feyre, y Vassa, la sexta reina mortal mencionada en el libro anterior.

Sabiendo que la única forma de ganar era desactivando los poderes del Caldero, Nesta planeó una distracción para el rey que lo alejara del objeto mágico y así Feyre y Amren podría acercarse a él. Cuando lo hizo, Amren le dijo a Feyre que colocara sus manos sobre el Caldero y ésta lo hizo, solo para quedar atrapada por las visiones que el Caldero comenzó a darle, en donde mostraban cómo el rey utilizaba como escudo humano a su padre y luego de unos momentos le quebraba el cuello. También cómo, cuando estaba a punto de matar a Nesta y Cassian, Elain surge por detrás de él y lo apuñala en el cuello con la espada de Azriel y luego Nesta utiliza la espada para cortarle la cabeza.

Cuando el Caldero la libera Feyre intenta matar a Amren por haberla traicionado pero esta le explica que solo ella liberada en su forma natural podría matar a todos los soldados de Hybern que quedaban, los cuales seguían luchando a pesar de que su rey había muerto. Ella se mete en el caldero y Feyre lee el hechizo del Libro de los Alientos para liberarla. Durante la liberación de Amren el Caldero explota y ella surge en su forma natural de fuego y luz y acaba con todos los enemigos restantes.

Como el mundo estaba conectado al Caldero se estaba comenzando a crear un vacío en torno a sus restos por lo que, como forma de salvar el mundo que conocían, Feyre y Rhysand unen sus poderes para volver a forjarlo. Fue tanto el esfuerzo requerido que Rhysand murió durante el proceso y luego de que Feyre les rogara, los otros altos lores le dieron su semilla de poder para revivirlo como habían hecho con ella en Bajo la Montaña.

Apariciones

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar